La cercanía de los Anasazi

16 de noviembre de 2009

Cuenta una leyenda Hopi, tribu nativa americana conocida por su pacifismo, que hace cientos de años tomaron la decisión de escindirse de otro grupo mayor por no aprobar su violencia. Muchos historiadores creen que este pueblo se llamaba Anasazi*.

AnasaziLa de los Anasazi fue una de las primeras culturas de la historia en utilizar viviendas de varias alturas. Aún sin conocer el metal y con grandes limitaciones técnicas, crearon sistemas de riego artificial, avanzados estudios astronómicos y trabajados asentamientos que se convirtieron en ciudades. Era un civilización que florecía a pasos agigantados. El espacio ocupado por los bosques se iba reemplazando paulatinamente por cultivos y construcciones. A medida que el poder de los Anasazi crecía, su consumo de recursos debía de hacer contrapeso y equilibrar la balanza de la ambición.

Súbitamente, un mal día se inició un periodo de sequía que los chamanes decidieron apaciguar con rituales y sacrificios, pero las súplicas nunca fueron escuchadas. Las lluvias no llegaron por pragmatismo meteorológico o fuerza espiritual, castigados por su actitud depredadora con la naturaleza. De la noche a la mañana se encontraron prisioneros dentro de grandes y planificadas poblaciones. Sin agua ni comida, con los bosques más cercanos a muchos kilómetros de distancia, el paraíso se había transformado en un pedregal tallado en medio del desierto. Agotados los recursos, lo tuvieron que abandonar todo y buscar nuevos caminos dejando tras de sí un misterioso tesoro arqueológico. Y al diseminarse en este efecto de torre de Babel, nacieron muchos de los pueblos nativos americanos, los mismos indios nómadas que hicieron de la veneración a la madre naturaleza la razón de su existencia.

*Anasazi es una palabra navaja que significa “Enemigo de nuestros ancestros”. Los Anasazi fue un pueblo que desapareció, casi volatilizado, en el 1.300 dc. El cuento -¡como las películas de sobremesa!- está basado en hechos reales.

 

Leer más