El álbum y decálogo sobre el estado de la nación

20 de febrero de 2013

Hoy, día del debate sobre el estado de la nación (más que debate, necesitan un botón de reset) recordamos que los pequeños detalles nos dan la vida… y nos la quitan. Fijaos en las cámaras de fotos. ¿Cómo que qué tiene que ver? Esto es Cooliflower, ya sabéis: Nada es lo que parece…

Debate sobre el estado de la nación Cooliflower

 ¡Mira el pajarito! ¡No, al otro! Ya me subo la cremallera. ¡Qué bonita era la fotografía analógica… ni punto de comparación con la digital! Y nada de calidades y alquimias, texturas o gafapastismo, era mejor porque se hacían menos fotos. Una maravilla, sobre todo para los que, por amistad, teníamos que tragar sesiones de cumpleaños, bodas y bebercios. Un carrete de 36 imágenes inconexas aburre, una carpeta digital con 360 sujetos desenfocados induce a depresión post-parto, aún sin ser madre, calzando escroto.

En la era pre-Instagram, los fotógrafos ocasionales también hacían autofotos horteras e inmortalizaban a “los nuevos amigos majos de nosedónde”; los terroristas del objetivo eran pésimos, como lo son (somos) ahora, pero la tortura para el espectador se acortaba por coj carretes. Antes de hacer “clic”, había que decidir si la imagen merecía la pena. El espacio mandaba sobre la elección artrítica: ¿Bodegón de menú continental, escote quemado o familiar borracho? Mejor la impronta del artista: el universal sol naciente del dedazo sobre el objetivo. Artistas somos todos, cuando nos quitan la medicación. ARCOmadrid, apuntad el eslogan para la próxima edición.

 La fotografía amiga, con sus pequeños detalles, es enemiga natural de la amistad (NO, no queremos las fotos de la fiesta de la prima de tu amiga la del moño). En general, todos los ofrecimientos amistosos que parten desde el “yo” profundo son irritantes. Es más sano ofrecer momentos a medida, retratos que nos retraten.

 Después de un año de gobierno de colegueo, mostrando imágenes de fiestas privadas, Greenpeace, Intermón Oxfam y Amnistía Internacional se han puesto de acuerdo para que en el Debate sobre el Estado de la Nación dejen de enseñarse álbumes y sobres de borjamaris y se cuestionen qué tipo de nación están creando. Los retratos —pequeños-enormes detalles grises mate— se presentan en forma de decálogo, para que los partidos políticos no puedan aducir suspenso en conocimiento del medio.

Las sugerencias entregadas a Rajoy (ver carta completa aquí), tras el salto. “DECÁLOGO FRENTE A LA CRISIS: LAS PERSONAS PRIMERO”.

• Las políticas de austeridad están incrementando la pobreza y la desigualdad en España y en el mundo. Los ingresos en 2012 de las 100 personas más ricas del planeta podrían acabar con la pobreza mundial cuatro veces. En España, de seguir así, 18 millones de personas (casi el 40% de la población) podrían estar en riesgo de pobreza en 2022. Es necesario combatir la desigualdad con un modelo más justo y equitativo que requiere: recaudar con justicia, blindar las políticas sociales y fortalecer la democracia con transparencia y participación ciudadana.

 

• La limitación del acceso a la salud para las personas migrantes mayores de edad en situación irregular vulnera el derecho internacional y constituye una medida regresiva. Nunca las medidas de austeridad pueden conllevar incumplimientos de las obligaciones de derechos humanos por ello pedimos la modificación del RD 16/2012 para que se garantice el derecho al más alto nivel posible de salud para todas la personas.

 

• Miles de personas siguen siendo desalojadas de manera forzosa, sin respetarse las garantías de derechos humanos que todo desalojo debe de asegurar. Por ello pedimos que, tal y como organismos de Naciones Unidas han recomendado, se suspendan los desalojos forzosos y se adopte una legislación que los prohíba expresamente.

 

• En el marco de de las movilizaciones ciudadanas, en algunos casos la respuesta al derecho de manifestación no ha respetado los estándares internacionales sobre uso de la fuerza. Por ello pedimos que se respete el derecho a la protesta pacífica, que la policía lleve la debida identificación y que no queden impunes las denuncias de uso excesivo de la fuerza.

 

• Mientras el 85% de las empresas del IBEX 35 tiene presencia en paraísos fiscales y la evasión fiscal se cifra en 90.000 millones de euros en España, los incrementos de impuestos han recaído sobre las personas más vulnerables. La lucha contra la evasión fiscal debe ser una prioridad ineludible, más efectiva que los recortes o la subida de impuestos para los fines de recuperación económica, y más justa y equitativa.

 

• La correcta gestión de los recursos naturales, su carácter público y el cumplimiento de la legislación ambiental son una garantía para sectores económicos como la agricultura, el turismo o nuestra imagen exterior. Hay que asegurar el futuro de la pesca, la soberanía alimentaria basada en un modelo agrícola sostenible o una política forestal que evite la proliferación de grandes incendios forestales.

 

• La apuesta por un modelo que preserve nuestra biodiversidad es garantía de futuro, de generación de empleo de calidad y duradero, con un reducido impacto ambiental. Los llamados empleos verdes que apuestan por la protección y el aprovechamiento sostenible de nuestros recursos naturales y energéticos renovables, la eficiencia y la innovación son la mejor apuesta para relanzar la economía.